SERVICIOS > CELA.

CONSULTORIO ESPECIALIZADO EN LENGUAJE Y APRENDIZAJE




¡Una compra inteligente!

Útiles escolares.



Llega la época de las compras de los útiles escolares que idealmente deberían durar todo el año. El gasto no es menor y los padres quisiéramos que estos materiales les duren a nuestros hijos durante todo el año. Para lograrlo, hay que inculcar en los niños el hábito de cuidar sus cuadernos, lápices y libros. Este es un aprendizaje importante que les será útil a lo largo de su vida para apreciar y mantener lo que tienen.

Si es difícil que sus hijos se sientan entusiasmados sobre la escuela (quizá debido al poco tiempo de vacaciones), hay maneras en las que usted les puede ayudar. Por ejemplo, los materiales escolares adecuados pueden contribuir para que los niños se sientan preparados para las clases y mantener organizadas sus tareas, la organización ayuda a aliviar algo del estrés que los niños y niñas pueden sentir por el inicio de las clases.


¡Comprando los útiles!

No se puede demandar la compra de marcas determinadas. El mercado actualmente está realizando una intensa campaña para despertar en los niños y jóvenes la atracción de un tipo de material u otro (cuadernos, agendas, etc.). Generalmente se utilizan portadas atractivas y modernas, lo que induce muchas veces a comprar sin mirar la calidad, utilidad y necesidad, únicamente “modas”. En la mayoría de los casos las razones de índole pedagógico se dejan de lado.


Veamos algunas consideraciones pedagógicas:

- Uso del lápiz ergonómico (triangular) pues tiene la postura natural de los dedos.

- Cuadernos cosidos.

- Uso de cuadernos cuadriculados para labores de aritmética (ya que facilitan mucho la organización espacial y visual del educando).

* Los niños pequeños de I ciclo (1º, 2º, 3º), deben tener materiales fuertes que les permitan su uso durante todo el año lectivo.

- Es preferible que sus cuadernos sean cosidos, sus crayones anchos (si necesitan), sus lápices de color de alta calidad (pues actualmente existen algunos que se les hacen punta y el lápiz desaparece).

- Se recomienda más el uso de goma en barra.

* En II ciclo y secundaria, se podría implementar el uso de cuadernos de resortes (pero de resorte doble), pues el de un único resorte (son más económicos) pero con gran facilidad se va desprendiendo.

- Tratar de enfatizar en que el uso del corrector se deje para ocasiones que realmente se ameriten (utilizando solo pequeñas cantidades).

- Lapiceros de buena calidad y suaves al escribir (no forzar la mano).

- En aquellos que prefieren el portafolio, es fundamental, ubicar las materias de acuerdo al horario de clases (de igual forma en cuadernos de varias materias), pues muchas veces tienen que llevar un cuaderno muy grueso solo para una materia o cargar todo el portafolio. El uso de portafolio necesariamente requiere de reforzadores, pues es común que las hojas se desprendan.

- Agendas o planificadores, su uso es de gran importancia en la organización del estudiante. Sin embargo, actualmente existen unas agendas tan llamativas, que prácticamente algunos niños (as) pasan toda la sesión de clase quitando y pegando esticker, o leyendo partes de la misma; las cuales sin lugar a duda se convierten en importantes distractores (especialmente para los niños que son más distraídos). Es conveniente enseñar al estudiante desde pequeño el uso de un planificador, pues es mucho más práctico. Eventualmente se podría hacer el cambio a una agenda, cuando tenga dominio de un planificador.


TOMAR EN CUENTA:

- Algunos productos contienen un elevado porcentaje de plomo, colorantes y solventes cuando no proceden de una industria autorizada, los cuales pueden producir daños a la salud de los escolares, que los inhalan mientras los utilizan y que incluso pueden llevárselos a la boca.

- Mientras más intenso el color de estos productos, menor será la calidad del material de su fabricación y por tanto, mayor el riesgo para la salud del niño.

- En el caso de las tintas, plasticinas y pinturas infantiles que tienen contacto directo con la piel, podrían resultar peligrosos para los menores, dependiendo de cómo las utilicen, manipulen y se expongan a ellas.

- Los cuadernos, libretas, blocs o diccionarios deben de tener las pastas bien sujetas (fuertes) al lomo o al espiral. Verifique que estén bien impresos y que las hojas no tengan dobleces, manchas o arrugas.

- En el caso de los lápices, colores, crayones y bolígrafos hay que revisar que estén enteros, que no presenten grietas. Si va a comprar una caja con varias piezas, revise que el contenido sea el que indica el estuche.

- Verifique que las tapas de los pegamentos cierren perfectamente y si son líquidos que cuenten con aplicador. En niños pequeños se recomienda el uso de pegamento en barra.

- Las hojas de las tijeras y los sacapuntas deben estar bien ensambladas, sin oxidaciones. Haga algunas pruebas antes de comprarlas. Existen en el mercado tijeras para niños derechos y para zurdos, tenga en cuenta este detalle antes de elegir las tijeras adecuadas y naturalmente con punta de roma.

- Al comprar juegos de geometría recuerde que los más grandes sólo se necesitan en secundaria y revise que las piezas no estén agrietadas. Además, es básico que el juego de geometría contenga un buen transportador, algunos inclusos traen un punto o bolita en el centro, lo cual ayuda mucho a ubicarse al niño, así como la numeración interna y externa.

- Al comprar es importante observar cuidadosamente la calidad del producto y buscar el mejor precio. Recuerde que las marcas de renombre no son siempre las mejores ni las más baratas.


Algunas ideas para incentivar el apego de nuestros hijos a sus útiles:


- Participación en el proceso de selección y compra de los mismos. Por ejemplo, si le gusta el color rojo, que pueda elegir sus cuadernos en este tono en vez de azul.


- Tomar parte en el proceso de mantención: hacer punta a sus lápices, lavar sus pinceles, así como ayudando a forrar, rotular y personalizar sus cuadernos y libros (mayor sentido de pertenencia).


- Enseñar técnicas de estudio que además van a favorecer su rendimiento escolar. Por ejemplo, que subrayen las ideas importantes siempre con un lápiz o resaltador del mismo color; que junten y ordenen los materiales que necesitarán para trabajar antes de sentarse a hacerlo para evitar interrupciones posteriores porque algo falta.

- Los útiles nuevos ejercen una especie de fascinación en los niños, por ello se debe tratar de mantenerlos de la mejor forma posible, pues los educandos estudian más a gusto si sus materiales están ordenados, limpios y bien presentados.

- Para los escolares el aprendizaje es más atractivo si conservan sus materiales en buen estado. Un cuaderno limpio y ordenado motiva más a hacer tareas que uno con las hojas despedazadas y lleno de manchas. Y aunque hay niños que parecieran tener una facilidad innata para cuidar sus útiles, para muchos otros se trata de una tarea que deben aprender desde pequeños.

- Se trata de formar hábitos. Si al niño desde pequeño se le inculca que sus juguetes y los objetos a su alrededor son valiosos y se les enseña a cuidarlos, limpiarlos y mantenerlos ordenados, lo más probable es que cuando comience a tener sus primeros útiles los cuide de la misma forma.

El valor del dinero:

Una lista de útiles puede costar una parte importante del presupuesto familiar. El gasto aumenta a mayor cantidad de hijos en edad escolar. Por ello una forma de explicar a los niños el valor de los materiales escolares es relacionándolo con otros tipos de gastos que ellos estén más acostumbrados.

Es parte de lo que llamamos “aprendizajes significativos” que ocurren cuando una nueva información 'se conecta' con un concepto que el niño ya conoce. De esta forma esta información resulta significativa, es decir el menor la entiende porque tiene un significado para él, generalmente porque la asocia a algo conocido".

Éste aprendizaje puede influir en que tenga mayor cuidado con sus materiales, ya que un cuaderno puede costar el equivalente a 10 chocolates o algo que el niño acostumbre a consumir, pero un texto fácilmente puede valer el equivalente a 50 chocolates; de ahí la importancia de hacer este tipo de asociaciones, especialmente en los niños y niñas más pequeños.


Si ayuda a sus hijos a organizarse aliviará algo del estrés que les produce el regreso a la escuela.



Autora: Máster Natalia Calderón Astorga.


¡Con pequeños pasos, grandes avances...!


www.nataliacalderon.com

DISEÑO WEB
GRUPO ALIANZA EMPRESARIAL
DISEÑO WEB